LXIV LEGISLATURA

Contacto  Aviso de privacidad

Cumplimos

Conferencia de prensa de la diputada María Guadalupe Edith Castañeda Ortiz, integrante del Grupo Parlamentario de Morena, para solicitar la suspensión del pago de la deuda pública de México.

15 octubre, 2020 - Prensa

DIPUTADA MARÍA GUADALUPE EDITH CASTAÑEDA ORTIZ (MGECO). Buenas tardes. Agradezco a los medios de comunicación su presencia. A mi compañero diputado Juan Pablo Sánchez y a mi compañero diputado Gustavo Calleja, gracias por acompañarnos.

Están presentes los compañeros de la Promotora Nacional por la Suspensión del Pago de la Deuda Pública. Están aquí presentes con esta lona que es muy significativa por todo el movimiento que están haciendo al respecto. Nos acompaña Carolina Verduzco, Bernabé Enríquez y Humberto Montes de Oca.

El objeto de esta convocatoria es para informarles que este sector de la sociedad civil está impulsando que el Gobierno Federal solicite a los organismos multilaterales, a los acreedores privados internacionales, la condonación de la deuda externa o, en su caso, acepten un proceso inmediato de reestructuración que contemple una mora absoluta de dos años sin intereses.

Sabemos que es complicado, pero creo que es justa, legítima y necesaria esta propuesta.

La situación económica nacional e internacional es grave. Acentuada por la pandemia, está generando que la deuda pública aumente sin control, propiciando que los pagos por sus servicios se tornen cada día más onerosos para nuestro país y se desvíen además para pagarla valiosos recursos que serían mucho más útiles aplicándolos en el pueblo mexicano, al destinarse a reactivar la economía nacional, generar empleos aumentar el gasto social para salud, educación, cultura, ciencia, arte, deporte, y para reactivar en general la planta productiva y los empleos del país.

La deuda pública neta total aumentó de 10.6 millones de millones en diciembre de 2018 a 12.1 millones de millones de pesos en junio de 2020, lo cual equivale a un incremento del 20 por ciento.

Tan sólo en el primer semestre de 2020, aumentó 7.3 puntos del producto interno bruto al pasar de 44.8 en diciembre de 2019 a 52.1 en junio de 2020. El resto del año seguirá creciendo y con ello su costo financiero, su manejo, intereses, comisiones también serán mayor.

En 2020 el costo financiero de la deuda pública establecido en el Presupuesto de Egresos, aprobado en esta Cámara fue de 727 mil 374 millones de pesos, monto que equivale al 3 por ciento del producto interno bruto. Ese costo es más grande que el gasto presupuestado para la Secretaría de Educación, de Salud y muchas secretarías más.

Si dejáramos de pagar tan sólo un año la deuda pública se tendrían los recursos suficientes y sobrados para aumentar en más del doble el gasto en los programas y para reactivar la economía nacional.

Se trata de dinero de vital importancia para la inversión pública, principalmente en salud, infraestructura hospitalaria, insumos, fundamentalmente pueden servir en este momento para la lucha contra el covid 19 y otras enfermedades crónicas degenerativas para la asistencia económica a las personas, familias, comunidades afectadas, vulnerables, marginadas, así como para apoyar a los emprendedores y también al sector de la ciencia y tecnología para que ya no estemos dependiendo tanto de otros países.

Con ello se estaría en mayores posibilidades de combatir la pobreza en México, creando un sistema más justo y equitativo.

La propuesta de no pago o condonación de intereses no es sólo de nuestros países. Recuerden que es a nivel Latinoamérica.

La ONU ha declarado que la moratoria de la deuda se debe ampliar a todos los países en desarrollo, hasta el Fondo Monetario Internacional y el banco mundial han pedido al G8, el grupo de países de los ricos, que haya moratoria inmediata de la deuda de los países más pobres por los efectos de la pandemia. Argentina ha negociado con éxito su deuda.

Estamos ante una situación de emergencia sanitaria y económica. El Gobierno Mexicano debe buscar los mecanismos legales para que los organismos y acreedores internacionales condonen deuda o bajen intereses para poder aminorar los efectos de esta pandemia sanitaria.

Por ello presenté un punto de acuerdo precisamente para exhortar al Gobierno Federal, para que tome las medidas adecuadas y busque los mejores canales y condiciones para este fin.

Gracias por su atención y me voy a permitir ceder el uso de la palabra a algunos compañeros. Después pasaremos a preguntas y respuestas.

Quieres participar, compañero Juan Pablo. Bueno. Carolina va a participar. Le dejo el uso de la palabra.

CAROLINA VERDUZCO (CV). Venimos a apoyar a la promotora por la suspensión del pago de la deuda pública, esta iniciativa de la diputada Castañeda, y lo hacemos porque nos sentimos herederos de una tradición que quizá los más jóvenes ya no la recordarán, una lucha, una lucha del pueblo de México que se negado al endeudamiento.

No es algo del todo nuevo. Recuerdo las grandes movilizaciones que se hicieron en décadas anteriores, cuando la deuda no tenía todavía estás proporciones que ha adquirido y lo que se gritaba en las calles eran “deuda externa, deuda eterna”.

La promotora por la suspensión del pago de la deuda está en realidad recogiendo esta tradición del pueblo de México, de no aceptar deudas injustas.

No es justo pagar la deuda por las razones que ya expuso la diputada, pero no solamente se trata de un acto de justicia, se trata de aquí a nadie se le puede pedir que haga lo imposible. En función de eso es que nosotros estamos haciendo este apoyo incondicional a esta exigencia, este exhorto, de que haya ya las medidas necesarias para dejar de asfixiar al pueblo de México como está ocurriendo actualmente.

Muchas gracias.

MGECO. Gracias por su participación. Le cedo la palabra al compañero Juan Pablo.

JUAN PABLO SÁNCHEZ (JPS). Muy buenas tardes. Compañeros, bienvenidos. Diputado, diputada, un gusto saludarles, y bueno pues en la condición de excepción que a nivel internacional ha impuesto la crisis económica global del neoliberalismo, en paralelo con la pandemia del covid 19, hace obligatorio que en la aplicación de las medidas universales entre todas las naciones se incorporen criterios nuevos en el tratamiento del intercambio comercial y en el manejo de la deuda externa entre las corporaciones financieras, las metrópolis, los países de las periferias, incluidos los considerados de desarrollo intermedio, como es el caso de nuestro país.

En ese sentido se hace indispensable, con carácter de urgente, incorporar por lo menos tres criterios que permitan estabilidad en el manejo de las finanzas públicas de manera sostenible en el conjunto de los países y entre ellos en primer lugar los más afectados por la pandemia sanitaria que estamos viviendo en la actualidad.

Al mismo tiempo que hagan posible un nuevo marco de estabilidad financiera mundial para internar un pacto mundial para superar la crisis económica global, por lo menos en esta coyuntura, mientras se logra superar esta crisis sanitaria.

En primer lugar se debe de incorporar en el trato de las deudas y de los intercambios comerciales el principio de equidad con justicia y responsabilidad social, de tal suerte que haya un trato preferencial a los países más pobres y en condiciones sociales más vulnerables.

Y en donde todas las tasas de interés sean acordadas en un marco internacional de piso diferenciado, al cual deban sujetarse todos los capitales internacionales.

En paralelo, definir como criterio internacional, todas las operaciones de endeudamiento, en base a las monedas nacionales corrientes al momento de la firma de contratos, lo que puede hacerse equivalente a un valor fijo que haga viable su pago y evitarse las deudas eternas como vía de sujeción y dominio, y en paralelo impedir el anatocismo en el ejercicio de la deuda externa, de tal suerte que los intereses dejen de ser capitalizables y con ello no se puedan reamortarizarlas con nuevos capitales, toda vez que los pagos son servicios y rendimientos que nunca constituyen en aportaciones de algún tipo.

Con ello es indispensable un pacto de reestructuración y renegociación global de las deudas externas en todos los países que para el caso de México implique, por lo menos, tres medidas: convertir todos los contratos de la deuda externa-interna de todas las monedas extranjeras, empezando por el dólar a pesos mexicanos, considerando el valor de las monedas extranjeras al tipo de valor interbancario actual como valor fijo; que en todos los casos los intereses, como servicio de deuda, no sean capitalizables y que todos se asuman como deudas sobre saldos insolutos, es decir, del endeudamiento real, sin especulación alguna y de igual forma que todos los instrumentos de colocación, por bonos de México se hagan bajo estos criterios, de tal suerte que se abran caminos para que la deuda externa deje de ser una deuda eterna, e instrumento permanente de expoliación y que por el contrario la deuda externa se ha reconvertida en un mecanismo de auxilio solidario equitativo y justo, que apalanque las posibilidades de desarrollo integral y sustentable de todos los países, y cuando sea indispensable., como un instrumento de solidaridad internacional y compensatorio universal, cuando de desastres naturales o emergencias sanitarias y humas se trate.

Por último no es posible que se hable a bocas llenas de combatir el cambio climático global y la preservación de la naturaleza de manera hipócrita, cuando a través de la deuda externa se mueren de hambre y de miseria a millones de mujeres y hombres, entre ellos niños y jóvenes.

Es tiempo de dejar la hipocresía de tal suerte que, por el bien de todos, la pérdida de las deudas externas deben ser estructuras globales para todos, entre todos los países con equidad y la justicia de manera integral y sustentable.

Aunque lo más justo debería ser acordar su anulación y cancelación en todos los casos que se demuestre que son insostenibles e impagables bajo la óptica del juicio y la razón humana.

Muchas gracias.

MGECO. Gracias, diputado Juan Pablo, por sus reflexiones. Le damos la palabra también a Humberto Montes de Oca. Adelante.

JUAN PABLO MONTES DE OCA (JPMO). Gracias, diputada. Nosotros venimos en representación de la nueva central de trabajadores, es una central que el año pasado logró su registro como confederación nacional, está integrada por sindicatos y cooperativas.

Y para nosotros es muy importante respaldar este exhorto, somos parte la promotora por la suspensión del pago de la deuda pública y recientemente nosotros tuvimos un encuentro nacional de nuestras organizaciones, al cual convocamos para definir la política de los trabajadores en una situación excepcional que estamos viviendo a nivel global.

Y para nosotros es muy importante que la reactivación económica nos permita recuperar el empleo, recuperar el ingreso para los trabajadores y atender los graves problemas de salud que tenemos en nuestro país y todo eso requiere de recursos, y los recursos están mandando al pago del costo financiero de la deuda.

Ya se habló, más de 700 mil millones de pesos se van del presupuesto y nosotros creemos que es el momento, no hay otro, este es el momento en donde el gobierno debe plantear la suspensión del pago.

No es algo extraño, está pasando en todo el mundo. El mismo Banco Mundial, el fondo Monetario Internacional ya plantearon una moratoria para los países más pobres del mundo, bueno, nosotros no somos un país que tenga una calidad de vida que no podamos mejorar mediante medidas como ésta.

En la nueva central de trabajadores, entonces, en resumen respaldamos a la compañera diputada en este en este exhorto. Vamos a seguir promoviendo esta promotora que agrupa, no solamente a organizaciones sociales, hay investigadores, hay académicos, hay organizaciones civiles y poco a poco vamos a ir aglutinando a una mayor cantidad de fuerzas para que esta consigna que por muchos años se planteó como una necesidad para poder superar la crisis, pues se haga realidad.

Muchas gracias.

MGECO. Gracias por su participación. Como vemos, todos los presentes están involucrados en este tema y están haciendo aportaciones muy importantes al respecto. El compañero Bernabé también va a participar. Nos dirigirá un mensaje.

BERNABÉ ENRÍQUEZ (BE). Bueno, muchas gracias. Se ha dicho creo que lo más importante, pero es también importante recordar que esto que estamos planteando en nuestro país tiene historia.

Nosotros a lo largo de la historia, desde que se fundó México, como tal, se ha venido planteando una serie de moratorias a la deuda, empezando incluso desde el siglo antepasado y no lo debemos perder de vista, porque es en situaciones de crisis económicas donde es súper necesario plantear este tipo de negociación y moratorias en un momento dado.

Tenemos los casos en los que se han venido dando estos eventos, principalmente después del movimiento de independencia con la participación de Guerrero, el caso de Juárez, el caso de Cárdenas, se han venido planteando moratorias. Está en nuestra historia, no debemos de perder de vista y creemos que es importante asumirlo como sociedad esta necesidad, plateando incluso también como una exigencia en qué fueron utilizados todos estos recursos que se pidieron al extranjero y esta deuda interna, también.

Está el caso de Fobaproa que no sabemos exactamente, pero sabemos que es una deuda, no sabemos a quién benefició, pero es una deuda que el pueblo está pagando.

Entonces, tenemos que considerarlo y creo que como pueblo de México, tenemos que empujar para que se haga una renegociación que beneficie al pueblo y al país.

Gracias.

 

 

LINK PARA DESCARGAR VIDEO:
https://www.youtube.com/watch?v=cZWMco5iCKs

x

TWEETS por @DiputadosMorena

Tus Diputados Morena
@DiputadosMorena
14 h

#MorenaInforma Nuestro coordinador @mario_delgado1 informó que mañana se someterá a votación la integración de la Sección Instructora, la cual realizará la revisión y posible proceso de desafuero del diputado Cipriano Charrez

Tus Diputados Morena
@DiputadosMorena
14 h

#MorenaInforma Nuestro coordinador @mario_delgado1 informó que mañana se someterá a votación la integración de la Sección Instructora, la cual realizará la revisión y posible proceso de desafuero del diputado Cipriano Charrez