LXIV LEGISLATURA

Contacto  Aviso de privacidad

Cumplimos

INTERVENCIÓN DEL DIPUTADO RUBÉN CAYETANO GARCÍA, INTEGRANTE DEL GRUPO PARLAMENTARIO DE MORENA, PARA HABLAR A FAVOR DEL PROYECTO POR EL QUE LA COMISIÓN PERMANENTE CONVOCA A LAS CÁMARAS DEL CONGRESO A UN TERCER PERIODO EXTRAORDINARIO DE SESIONES, DURANTE EL SEGUNDO RECESO DEL TERCER AÑO DE EJERCICIO DE LA SEXAGÉSIMA CUARTA LEGISLATURA.

19 agosto, 2021 - Prensa

DIPUTADO RUBÉN CAYETANO GARCÍA (RCG). Diputadas y Diputados; Senadoras y Senadores, integrantes de la Permanente.

¿Por qué tanta prisa? Cuestionan nuestros opositores.

Respondo.

¿Y cuál es el miedo?

En los nuevos tiempos de democracia en México el que manda es el pueblo.

Serénense y acostúmbrense.

Pero si quieren hablar de las prisas, imaginen que por revocación de mandato tenemos justamente la misma prisa que cuando ustedes aprobaron el Fobaproa.

Imaginen que por la democracia tenemos la misma prisa que cuando entregaron los bancos, puertos, aeropuertos, la educación y hasta las cárceles en manos de intereses privados.

Imagínense que por la participación ciudadana tenemos la misma prisa, como la tuvieron ustedes, para incrementar el IVA y el Impuesto sobre la Renta.

Imaginen que, por el juicio político para el presidente, tenemos la misma prisa como cuando les urgía la Reforma Energética, la Eléctrica, la Fiscal y la de Telecomunicaciones.

¿Ahora sí ya comprenden lo de las prisas?

Ven cómo es sencillo, nada difícil.

En México las visiones de país se van esclareciendo.

El pueblo cada vez más despierto y consciente es testigo de cómo los políticos y sus partidos están al descubierto.

Fuera máscaras.

Con la bendita polarización, ésta que nos transparente a todas y a todos, se sabe bien que el viejo régimen se niega a morir y por eso la lucha sigue; que el statu quo quiere que el régimen corrupto se mantenga; que al conservadurismo le aterra la decisión popular, la transparencia y la rendición de cuentas; les da pavor que la gente decida y que la República ejerza su soberanía. Evidentemente tuvieron sus prioridades: robar.

Nosotros: las urgencias por democratizarlo todo.

Por eso, ratifico lo siguiente: Bajo estas circunstancias legislativas, en este Honorable Congreso de la Unión no puede ni debe haber convenientes, interpretaciones políticas ni titubeos irresponsables para con nuestras obligaciones como representantes, los Senadores de las entidades federativas y los Diputados y Diputadas de la nación.

En materia de revocación de mandato estamos bajo la situación de omisión legislativa, entiéndalo bien, pero esta omisión tiene la singularidad de ser materia democrática, específicamente en participación ciudadana, y en ello ninguna fuerza política puede ni debe estar al margen; ningún actor político que se diga demócrata estará de acuerdo en mantener la omisión legislativa, porque eso ya implica, además, imponer chicanadas y dilaciones para obstaculizar decisiones que le corresponden al pueblo.

Votar a favor o en contra un tercer período extraordinario no es un asunto de maniqueo, no es cuestión ni de generosidad ni de mezquindades, es un tema de responsabilidad legislativa y congruencia política.

Estamos obligados a actuar, somos las Cámaras del Congreso General iniciantes o revisoras, según sea el caso, colegisladoras, cuerpos colegiados y corresponsables.

Nosotros ya no podemos ni debemos retardar nuevas leyes que buscan en los nuevos tiempos de democracia y decisiones colectivas, que las y los mexicanos mayores de 18 años deben asumir.

Tenemos opiniones divergentes, es lógico y natural, son legítimas incluso, pero precisamente para eso, si aprobamos el tercer período extraordinario, abrimos la oportunidad de realizar una de las fases del proceso legislativo, como es la discusión. Ahí es el momento idóneo para manifestar nuestras posiciones, precisamente en las instancias aprobatorias o desaprobatorias de las respectivas iniciativas y dictámenes.

Como es de escucharse, no hay pretextos, no se puede rehuir a nuestro trabajo y obligaciones legislativas.

A diferencia de otros períodos extraordinarios, en que fueron concedidos para nombramientos de funcionarios federales y el tema de los desafueros, el tercero que se propone es para fines estrictamente legislativos. Entiéndalo bien.

Sin embargo, no somos ingenuos, ya sabemos que se regodean porque los números aparentemente no van a alcanzar para una mecánica mayoría calificada, aunque los dos tercios sí nos ajusten con justicia aritmética.

Hasta entrada triunfal le hicieron la derecha a otrora sedicente personaje de izquierda que, con su voto traidor, viene a darle la puntilla para inclinar la balanza a favor de quienes la pose de la revocación de mandato es una recurrente simulación. Machuchón, amigo del otro machuchón de aquí del Senado. La mera verdad.

En relación a la pregunta y a la figura de revocación de mandato, es un asunto sencillo que debe hacerse en sentido afirmativo, para evitar confusiones, es establecer y seguir las reglas de la prueba confesional en materia civil para que la respuesta sea categórica con un sí o con un no.

No confundan el género, que es el ejercicio democrático de revocación con la especie que es la pregunta, todo ello se resuelve con la discusión en las Cámaras. Aprueben el período y vamos a la discusión.

Por lo de las firmas no se preocupan, no somos Felipe Calderón; para muestra, las firmas que consultamos y tuvimos precisamente para la consulta del 1 de agosto pasado.

Lo cierto de todo esto, Senadoras, Senadores, Diputadas y Diputados, es que la revocación de mandato está desde siempre en la Constitución. ¿Cuándo la ejercieron? ¿Cuándo la llevaron a la práctica? ¿Hasta ahora la vieron?

Ni la revocación ni la consulta no sean hipócritas, ustedes en los hechos dicen: La revocación…

…Ya voy a terminar, sea paciente, presidenta, como con los anteriores oradores.

La revocación, dicen, vulnera la investidura presidencial. Y también dicen: Si se eligió por seis años, ¿para qué preguntar a los tres años? Eso hicieron y así pasó con Peña Nieto y Felipe Calderón, y los demás presidentes neoliberales, porque lógicamente si hubiese existido en los hechos esta figura democrática, habrían sido revocados.

Creen también que una revocación genera inestabilidad o ingobernabilidad, escape de capitales, porque sus propósitos no se sustentan en la voluntad popular, sino en el único amo que reconocen, que es el dinero.

Voy a concluir.

No hay que tenerle miedo al pueblo, es el pueblo el que pone y el que quita, ratifiquemos que con el pueblo todo y sin el pueblo nada; que la revocación no sólo sea discurso ni letra muerta en la ley, traslademos el ideal de la democracia a los hechos, que el pueblo salga a ejercer su despertar y avistamiento… avistamiento ciudadano con alegría participativa, para demostrarle al mundo que en México no sólo estamos en la ruta que iniciaron los atenienses, sino que la vamos a llevar a la práctica y su materialización.

Lo nuestro, lo dejo claro, no es una posición política, no es un capricho presidencial, tampoco una consigna, es realmente seguir ejerciendo la democracia a cabalidad.

En México queremos más instrumentos democráticos, más consulta, más participación ciudadana, más patria, más pueblo, más poder del pueblo y para el pueblo.

Es cuanto, muchas gracias.
-0o0-

x

TWEETS por @DiputadosMorena

Tus Diputados Morena
@DiputadosMorena
14 h

#MorenaInforma Nuestro coordinador @mario_delgado1 informó que mañana se someterá a votación la integración de la Sección Instructora, la cual realizará la revisión y posible proceso de desafuero del diputado Cipriano Charrez

Tus Diputados Morena
@DiputadosMorena
14 h

#MorenaInforma Nuestro coordinador @mario_delgado1 informó que mañana se someterá a votación la integración de la Sección Instructora, la cual realizará la revisión y posible proceso de desafuero del diputado Cipriano Charrez